La consultora especialzada en gestión de marca, Interbrand , presenta su informe “Best Global Brands 2009” que, al igual que años anteriores, recoge una evaluación de mercado y desarrolla su ranking de valoración de marcas.

Interbrand 2009

En base a una metodología propia, las marcas incluidas en el estudio:

  • Debe generar al menos un tercio de sus ingresos fuera de su país de origen
  • Debe existir y tener a disposición pública, datos financieros sustanciales
  • La marca debe operarar de cara al mercado
  • La marca debe tener un Valor Económico Agregado (Economic Value Added, EVA) positivo
  • La marca no debe tener una sola audiencia meramente de B2B sin mayor perfil y conocimiento público

En base a estos requisitos, Interbrand realiza un estudio a nivel financiero (ganancias económicas atribuibles a la marca), análisis del papel de la marca (medida de la manera en que la marca influye en la demanda del cliente en el punto de venta) y calificación de la Fuerza de la Marca (análisis competitivo de la capacidad con la que cuenta la marca para asegurar lealtad, recompra y retención por parte de los clientes).

En 2009, Coca Cola sigue en el primer puesto y como cabía esperar muchas marcas se han visto afectadas por el momento económico actual, bajando su valor, especialmente en sectores como el financiero y los fabricantes de automóviles. De este modo, el ránking de las 10 primeras marcas queda del siguiente modo:

1. Coca-Cola   68,734 ($m)
2. IBM   60,211 ($m)
3. Microsoft   56,647 ($m)
4. GE   47,777 ($m)
5. Nokia   34,864 ($m)
6. McDonald’s   32,275 ($m)
7. Google   31,980 ($m)
8. Toyota   31,330 ($m)
9. Intel   30,636 ($m)
10. Disney   28,447 ($m)

La pregunta que debemos hacernos es, ¿Qué crea valor de marca?. Este tipo de estudios nos debe permitir analizar cuáles son las claves que aportan valor a nuestra marca. Se trata de una elección en cuanto a nuestra estrategia de posicionamiento.

La estrategia de marca, requiere de la buena gestión de marca. Los departamentos de recursos humanos, financiero y de marketing y ventas, deben sentir la marca como suya y difundir este sentimiento a toda la compañía, pues el liderazgo de la empresa debe de ser el primer embajador de la empresa.

Una buena gestión considera la marca como una estrategia de salida al mercado y un driver de acción, no simplemente como una herramienta teórica o de hacer planes. Cada actividad que realiza la compañía debe reforzar completamente la idea de la marca, por lo que el director general debería tratar la marca como propia y actuar como tal. Hablar de marcas en términos del valor financiero refuerza el vínculo entre el marketing y las demandas actuales de contabilidad de los líderes y accionistas.

Para todos los que tengáis curiosidad por leer el informe al completo, podéis acudir al siguiente link.